jueves, 30 de abril de 2015

Rincones de costura

Buenos días mis entrometidos!!!

Que malo es Pinterest!!! Si aún no conoces la red social de las cosas bonitas, pincha aquí, regístrate y empieza a soñar. O a babear. Yo estoy en pleno proceso de cambio de mi rincón de costura, y aunque no puedo hacer las cosas como yo quisiera, intento mejorar y aprovechar mis espacio lo mejor que puedo.

El caso es que buscando ideas e inspiración, me he encontrado con demasiada hermosura.


Habitaciones, estudios o rincones perfectos donde todo brilla, todo está ordenado, todo hace juego y hasta se puede oír a los pajaritos cantando canciones de Disney posados en la ventana. Un denominador común de estas imágenes es la falta de cables. Ahí van dos ejemplos:



Es que mi máquina es la única que lleva pedal? Y que se enchufa a la corriente? Y que además tiene unos cables negros horrorosos? Bueno, es cierto que los cables afean mucho la foto, pero luego no te sorprendas si cuando montas tu cuarto de costura, trabajas, trabajas y trabajas y nunca se ve como en la foto.


Veis? Este es casi igual al anterior, pero con el pedal y el cable. A que la foto puede potencia? Pero es más realista. 

Lo que quiero decir es que no debeis dejaros llevar por estas ideas de perfección. Un cuarto de costura debe ser cómodo, tener las cosas ordenadas para poder encontraras lo antes posible, tener espacio para la máquina.... 

Lo primero es la máquina. En un espacio ideal, debería estar fija. Tener que sacar la máquina del armario cada vez que quieras coser es engorroso. Y además es perjudicial para ella. Los muelles de tensión sufren con los vaivenes y se acaban estropeando. Yo tampoco soy partidaria de sacarla de casa para un curso de manera regular, pero si no hay más remedio....

Luego vienen los utensilios. Tijeras, hilos, agujas..... Es muy, muy bonito ver los hilos, por ejemplo, en preciosos canilleros decorativos. Pero los hilos deben guardarse lejos del polvo y de la luz. Si cogen polvo, te van a estropear la máquina y con la luz se les va a ir el color. Por esto, recomiendo guardar todo en cajoneras. Bien ordenado y nada "de exposición".

Y la base de corte????? Pues lo ideal, sería también, tenerla fija. Pero eso ya no está al alcance de todos, verdad? También sería genial tener fija la plancha, para que no dé pereza planchar las costuras. Y un maniquí? Si te planteas comprar uno, que sea regulable. Y cuanto más regulable, mejor. Necesitas un maniquí que tenga tus medidas exactas, y eso sólo se consigue con uno regulable. Son feos, es cierto, pero siempre puedes hacerle una funda mona.

Resumiendo, si te vas a montar un cuarto de costura en condiciones y tienes espacio, recuerda estas recomendaciones. Una gran mesa para colocar la máquina, la base de corte y cortar las telas, muchos cajones mejor que estanterías abiertas y un rincón de plancha.

Sé que esto es tentador:


Pero esto es más realista y mejor para trabajar:



Un rincón o cuarto de costura no deja de ser un taller, y cuando has visto tú un taller limpio y ordenado? Si tu cuarto de costura está siempre ordenado, es que mucho no debes de coser (guiño, guiño).

Muchas gracias por vuestros comentarios.

1 comentario:

  1. Costurera:
    te felicito por este post. Me parecen muy acertados tus reflexiones del modo de almacenar los materiales y de que se necesita para un taller.Se nota que coses, todo lo que dices es real. Si con la tabla de planchar y la mesa para cortar géneros, ya te demanda un cuarto de 4 mt cuadrados! Esos rinconcitos de ensueño son sólo para pegar botones :-)

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...